Mismas estrategias mismos resultados: la variante Delta ingresará por los pasos clandestinos con el Paraguay

Como ha ocurrido durante toda la pandemia más allá de la versión oficial, los contagios comunitarios vinieron de la frontera, también la cepa Manaos y muy probablemente la nueva variante.

Locales Por: leonardo fernández acosta 31 de julio de 2021
paso OK
Las fuerzas federales han demostrado ser ineficientes al igual que la policía de la provincia para evitar los ingresos ilegales del Paraguay. La variante Delta tarde o temprano ingresará a la provincia

El gobierno ha agotado todos los relatos posibles a fin de responsabilizar a las marchas y a la oposición por los contagios comunitarios que estallaron a principios del año 2021 pero sus propias estadísticas muestran claramente que los primeros casos sin nexo epidemiológico local, vinieron desde la frontera con el Paraguay.

Primero fueron los barrios cercanos a la frontera de Clorinda y luego los barrios de la ciudad de Formosa en los cuales se produjo la mayor cantidad de ingresos ilegales desde el vecino país, más precisamente en barrios del Circuito Cinco y de ahí hacia el resto de la ciudad de Formosa. El virus siguió el mismo derrotero.

La mayor deficiencia en los controles ocurrieron en esas fronteras, algunas secas o casi secas y otras con pasos clandestinos por donde desde hace años, pasan todo tipo de mercaderías de contrabando, drogas y hasta inclusive sirven como ruta para la trata de personas.

pasos I

A pesar de la insípida visita en su momento de la Ministra de Seguridad de la Nación, Sabina Frederic, donde aseguró que se reforzarían las fuerzas federales en la frontera y que no era función de la policía de la provincia el custodiar las fronteras, no se hizo absolutamente nada en ese sentido.

Por su parte el gobierno de la provincia se quedó en la queja y trató de custodiar la frontera con una policía provincial carente de los elementos ni la preparación para la vigilancia de más de 500 kilómetros de frontera con el Paraguay.

La realidad marcó que la ineficiencia, tanto de la Gendarmería Nacional, de la Prefectura Naval y de la policía de la provincia de Formosa, causó que el trafico vecinal fronterizo e ilegal, trajera los contagios comunitarios a las principales ciudades de la provincia. Primero a Clorinda y luego a Formosa.

Además, siendo Asunción la capital de un país y con vuelos desde todas partes del mundo en el aeropuerto, Silvio Pettirossi, era inevitable que las cepas más virulentas del COVID 19 llegaran desde el Brasil o cualquier parte del planeta, más aún tomando en cuenta la poca vigilancia epidemiológica que existía en ese momento en el Paraguay.

Primero se importaron los contagios comunitarios, luego se importaron cepas como la Manaos, detectadas en la localidad de Clorinda en personas que ingresaron de manera ilegal. De ahí nuevamente y como sucedió en innumerables casos, el gobierno responsabilizó a la cepa Manaos de la velocidad en el aumento de los contagios. Detectaron un caso, luego dejaron que sucedieron los otros miles.

Hoy la situación en la frontera es la misma, no ha cambiado el nivel de filtración del ciudadanos del Paraguay. Las fuerzas federales siguen siendo ineficientes al igual que la policía de la provincia (por negligencia, falta de capacidad o simple vista gorda) y ante exactamente la misma realidad que al principio, es más que probable que la variante Delta ingrese a Formosa.

poli OK

El médico infectólogo, Julián Bibolini, dijo que la variante Delta va a llegar a Formosa en algún momento, "El asunto es demorar al máximo posible su llegada y que nos permita tener una amplia cobertura de vacunas en las primeras y segundas dosis porque tiene mejor impacto con las dos dosis. Vamos a insistir en el control de testeos principalmente de quienes ingresan de otras provincias u otro país con la obligatoriedad del aislamiento y el testeo”.

“La forma de poder prevenir un brote dentro de la provincia es que aquellos ingresantes de otras localidades se testeen antes de ingresar, al día cinco y al día diez, no porque seamos dictadores ni malos, sino porque somos conscientes de los casos en CABA, Córdoba, Salta y Paraguay”, continuó Bibolini, aunque sin dejar certezas respecto del bloqueo del ingreso de una nueva variante por la frontera.

Te puede interesar