Derechos Humanos

La desigualdad institucionalizada, la torpeza indolente, el voto rehén y los “piecitos” descalzos

El vicegobernador ha consagrado institucionalmente la nueva generación de funcionarios gildistas a los que no le importan que los retraten, en el apuro por figurar en muchas comunidades, con criaturas que no tienen derecho a la salud, a disfrutar de un ambiente sano, a que se respete su honor o a que se proteja su imagen. En síntesis, funcionarios a los que no les importa nada.
Opinión 13 de agosto de 2021 Por leonardo fernández acosta