Edgar y Blanca: dos arquitectos del PJ paraestatal promocionándose con fondos públicos

Locales 15 de abril de 2022 Por leonardo fernández acosta
El autopromocionado dúo de arquitectos expone que cualquiera puede disponer de millones del estado con la venia de Gildo Insfrán sin ningún tipo de control y a la vista de todos.
lote 111
Blanca Denis, cual MIlagro Sala, dispone de fondos públicos que maneja sin tener estructura formal

El arquitecto, Edgar Pérez, al igual que su esposa, la arquitecta, Blanca Denis, vienen promocionándose desde hace un tiempo con recursos del estado, colocándose ellos en primera persona, como suele hacer el gobernador Insfrán, frente a la pobra pública con fondos nacionales en cada inauguración.

En el caso de Pérez, es el interventor del  Instituto de Asistencia Social (IAS) y también ostenta el cargo de Subsecretario de Defensa al Consumidor y además de ser  quien más persiguió a los comerciantes durante las restricciones por la pandemia, también participó como co anfitrión de la absurda carrera internacional de ciclismo que costó millones de pesos que nadie sabe adonde fueron  a parar.

Pero la promoción constante de Edgar Pérez, en donde tiene su “Por Nuestra Gente Todo”, es el oxímoron rodante de “Soberanía Alimentaria”, que simboliza sencillamente el llevarle a la gente, carnes y verduras que pueden pagar con los magros ingresos que producen o que cobran de planes sociales.

Todo va coordinado en ese sentido, mientras que una empresa (Los Nenecos de Friar) gana dinero vendiendo barato (luego el gobierno lo compensa) de paso perjudica de manera directa a los carniceros de los municipios en donde llevan una promoción que básicamente se paga con recursos públicos.

Los pobres los crea el gobierno con la falta de políticas para generar trabajo genuino, como contraparte de la noche al día tienen todo tipo de propuestas para mantener a personas de bajos recursos con programas

Lo curioso es que siempre el titular del IAS y la Secretaría de Defensa al Consumidor se muestra exultante cuando va en cada uno de los operativos pero no cumple con las normas fitosanitarias con las que el persigue a los comerciantes.

En uno de los últimos viajes del camión de Soberanía Alimentaria, se llevaron cientos de chivos faenados pero no se trata de un camión refrigerado por lo que no se cumplieron los requisitos, rompiendo la cadena de frío del producto.

senasa

Claro como se trata de una movida del gobierno, no importan las leyes y los chivos pueden viajar más de 500 kilómetros sin frío y sin controles de ninguna fuerza provincial o federal. De hecho cuando los recibieron, los descargaban sin ningún tipo de elementos de higiene en una bolsa de plástico negro sobre la caja de una camioneta.

Lo grotesco de la escena fotografiada por el equipo de prensa de Edgar Pérez, mismos que se dedicaban a espiar a comerciantes, aparece de espaldas un agente del SENASA con una carpeta azul bajo el brazo, convalidando el cualquiercosismo de no cumplir con las normas más básicas para el traslado de carne.

senasa II

El arquitecto hace muchos años no trabaja como tal, tiene al IASEP como obra social pero es probable que esté afiliado una prepaga más onerosa. Figura como empleado del Ministerio de Economía de la provincia pero a ciencia cierta nadie puede calcular cual es la suma que gana con dos cargos jerárquicos entre los que rondaría el millón de pesos más los viáticos y recursos con los que se maneja, él y sus militantes, con Soberanía Alimentaria.

La “Milagro Sala” formoseña

La esposa de Edgar Pérez, también es arquitecta, pero hace años al igual que su marido no ejerce la profesión porque viven de los ingresos del estado provincial.

 ¿De qué trabaja Blanca Denis? Figura como dependiente del Ministerio de la Jefatura de Gabinete de la provincia de Formosa y también de la Dirección del Ministerio de Economía, Hacienda y Finanzas de la provincia. Por supuesto tiene IASEP pero es obvio que formaría parte del plan familiar de los Pérez en una prepaga VIP.

Comparte con su marido, los “cupos” dentro los dos organismos a su disposición para acomodar militantes, como en su época florida de Concejal por la ciudad de Formosa pero nadie sabe cuál es el cargo que ocupa y cuanto cobra.

Porque cuando Blanca sale a los barrios, reparte mercaderías, participó hasta en las campañas de vacunación y en las últimas lluvias tenía a su cargo, máquinas retroexcavadoras, aparentemente del Instituto Provincial de la Vivienda.

Como una Milagro Sala formoseña, dispone de recursos públicos sin explicación, habla del partido justicialista pero las máquinas son de la provincia como los recursos para el combustible. Acusa a la oposición de solo “sacarse la foto” pero ni ella ni el estado estuvo antes que el agua entrara en todas las casas del Lote 111. En su momento hasta intervenía en la entrega de módulos sin que tuviera nada que ver, salvo por su territorialidad punteril.

Blanca es una puntera del PJ con mucho poder en el Circuito Cinco.

Lo que no muestra el matrimonio paraestatal es de dónde saca el dinero (público) para promocionarse entre marido y mujer. Algo es obvio, no lo saca de su bolsillo.

Lo que si muestran Edgar y Blanca es la ausencia del estado en funciones que tiene presupuestadas y debería ejercer. Lo que si muestra el autopromocionado dúo de arquitectos es que cualquiera puede disponer de millones del estado con la venia de Gildo Insfrán sin ningún tipo de control y a la vista de todos.

leonardo fernández acosta

Licenciado en Comunicación Social UNLP

Te puede interesar